Hoy. Análisis: Las consecuencias del Decreto 16

analisis(85)

La defensa de la reserva del parque Nacional Yasuní, ¿es un tema ecológico o político? ¿Las fundaciones ecologistas serán sancionadas por protestar por su explotación?, se pregunta Hoy.

Este es el texto completo de su análisis: 

La Corte Constitucional tiene, entre las múltiples demandas ciudadanas que le llegan habitualmente, dos especialmente importantes, que se refieren a un mismo tema: la impugnación al decreto 16, expedido por el presidente Rafael Correa el pasado 4 de junio y que se refiere al control que rige sobre todas las organizaciones sociales que deseen continuar sus actividades dentro del Ecuador.

Las demandas han sido interpuestas por la Ecuarunari y por la organización Fundamedios. Y básicamente se refieren a que, con dicha disposición, la acción social organizada sufre cortapisas en su legítimo derecho a manifestarse por determinados temas. Una de las prohibiciones que se implantan, por ejemplo, es respecto a referirse a temas que el Gobierno considere como políticos. Al respecto, la defensa de la reserva del parque Nacional Yasuní, ¿es un tema ecológico o político? ¿Las fundaciones ecologistas serán sancionadas por protestar por su explotación? ¿Llegará un punto en el que ni siquiera se pueda cuestionar aspectos relevantes para el país, como es la conservación de su riqueza natural?

Lo que se teme es que en el trasfondo de este decreto se oculte el deseo oficial de paralizar la protesta social. Y sancionar a aquellos que se mantengan activos en temas que resultan incómodos al Gobierno, como el ejemplo citado por el Yasuní.

La libertad de organización, con estos controles, ciertamente está amenazada. Con sanciones tan fuertes como la disolución de esas fundaciones que incurran en las prohibiciones ordenadas. Por esa razón, es urgente que la Corte Constitucional tome conocimiento y despache las demandas planteadas por sectores representativos que se han caracterizado por levantar su voz de protesta cuando consideran que el poder se excede en el uso de sus atribuciones.

Lo contrario sería perfeccionar el silencio que ya rige en muchos sectores. La ley de Comunicación ha sido un factor importante en ese sentido. El decreto 16, por otro lado, busca el control total en las calles, de manera que las inconformidades que surgen de la acción de un gobierno, pueden verse estancadas y no tener un desfogue legítimo con la protesta.

En estos momentos, ya rige el decreto y las organizaciones que busquen continuar su trabajo tienen las nuevas reglas que modificarán sustancialmente, su accionar. Muchos ecuatorianos aún no perciben las consecuencias de este decreto, que como otras decisiones, pasan desapercibidas para un importante sector de la población. Pero es hora de ponerle asunto al tema y pedirle a la Corte Constitucional que lo tramite con la premura que merece.

Publicado el 17/Septiembre/2013

Tomado de: http://www.hoy.com.ec/noticias-ecuador/las-consecuencias-del-decreto-16-590934.html

Anuncios
Categorías: ANÁLISIS | Etiquetas: , , , , , , , | Deja un comentario

Navegador de artículos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: